Queda sin efecto contrato de compraventa entre la empresa TERMONOR S.A. y el Ministerio de Bienes Nacionales, planta que se iba a construir en Cerro Chuño.
chao
Como un triunfo de los movimientos sociales de Arica calificó el Alcalde de Arica, Gerardo Espíndola Rojas, el cierre del proyecto Termoeléctrica en el sector Cerro Chuño.
El fin del proyecto, que fue aprobado el 2009 por la entonces Comisión Regional de Medioambiente, COREMA vía Declaración de Impacto Ambiental, deja sin efecto el contrato de compraventa celebrado el 14 de agosto de 2013 entre la empresa TERMONOR S.A. y el Ministerio de Bienes Nacionales, cuyo objeto fue la transferencia de un terreno de 2,09 hectáreas, necesarias para la ejecución del proyecto denominado Central Termoeléctrica Parinacota o “CT Parinacota”.
FIN DE CONTRATO
Dicho contrato fue autorizado por el Decreto Exento E-23, de fecha 5 de abril de 2013 del Ministerio de Bienes Nacionales, el que debió ejecutarse antes del 14 de agosto del 2016, según consigna la cláusula sexta del acuerdo legal antes señalado.
Ante el conocimiento de la solución del contrato por incumplimiento de plazos, tanto el diputado Vlado Mirosevic y el entonces alcalde electo de Arica Gerardo Espíndola, dirigieron cartas a la Ministra de Bienes Nacionales solicitado que diera efecto al cierre del contrato.
En este sentido, el diputado Vlado Mirosevic declaró que el Ministerio de Bienes Nacionales tiene que revocar el contrato, ya que al no desarrollarse el proyecto en tres años, el terreno vuelve al fisco.
“Sabemos que el Ministerio ya está trabajando en eso, pero además la empresa ya ha expresado oficialmente su voluntad de retirarse del proyecto”, aclaró el parlamentario.
Mirosevic agregó que como ciudad «tenemos que mirar las energías renovables, energías limpias, no podemos seguir pensando en instalar plantas que sean con energías contaminantes, eso es regresivo. Y qué mejor que Arica, una de las ciudades que tiene mejor coeficiente de radiación solar en el mundo, imaginar plantas de energía solar y no termoeléctricas que nos van a contaminar la ciudad”.
TRIUNFO CIUDADANO
“Es respuesta a los ariqueños y ariqueñas que se movilizaron no sólo en Arica sino que en todo el país, gente que ama la ciudad y que entiende que no podemos tolerar nuevas fuentes de contaminación”, dijo el Alcalde Espíndola.
La máxima autoridad comunal recordó que en la historia de Arica ha sido “castigada en diferentes periodos y sectores por fuente contaminantes y hoy sufrimos los daños como familias, niñas y niños. “Por lo mismo, celebramos que ya no va el proyecto de la termoeléctrica”, dijo.
Con respecto a futuros proyectos que pongan en riesgo la salud y el medio ambiente de la ciudadanía, Espíndola fue enfático en señalar la necesidad de que “sean debatidos por la comunidad y sean observados por todos los actores. Que no se dé la espalda a las y los ariqueños, como ha pasado muchas veces”, afirmó.